Podcasts de historia

Diez hechos sobre el ascenso al poder de Julio César

Diez hechos sobre el ascenso al poder de Julio César

Beneficiándose de un nacimiento ventajoso, Julio César estaba preparado para la vida en el ojo público. Aunque experimentó más de unos pocos obstáculos en el camino, su carrera comenzó con un servicio militar activo, aumentando efectivamente sus apuestas en la sociedad política romana. Luego, César progresó a roles más civiles y burocráticos antes de regresar a la vida por la que se hizo famoso.

Aquí hay 10 hechos que conciernen a la carrera temprana de Caesar y su camino hacia la grandeza.

1. César comenzó su carrera militar en el sitio de Mitilene en el 81 a. C.

Se sospechaba que la ciudad isleña, situada en Lesbos, ayudaba a los piratas locales. Los romanos bajo Marcus Minucius Thermus y Lucius Licinius Lucullus ganaron el día.

2. Desde el principio fue un valiente soldado y fue condecorado con la Corona Cívica durante el asedio.

Este fue el segundo honor militar más alto después de la Corona de Hierba y dio derecho a su ganador a ingresar al Senado.

3. Una misión de embajador en Bitinia en el 80 a. C. fue perseguir a César por el resto de su vida.

Rey Nicomedes IV.

Fue enviado a buscar ayuda naval del rey Nicomedes IV, pero pasó tanto tiempo en la corte que comenzaron los rumores de una aventura con el rey. Más tarde, sus enemigos se burlaron de él con el título de "la reina de Bitinia".

4. César fue secuestrado por piratas en el 75 a. C. mientras cruzaba el mar Egeo.

Les dijo a sus captores que el rescate que habían exigido no era lo suficientemente alto y prometió crucificarlos cuando estuviera libre, lo que pensaron que era una broma. Cuando fue puesto en libertad, levantó una flota, los capturó y los hizo crucificar, y misericordiosamente ordenó que les cortaran el cuello primero.

¿Cómo reunió Atila a su pueblo para enfrentarse al poder de Roma y por qué tuvo tanto éxito? Rob Weinberg hace las grandes preguntas sobre esta notoria figura al profesor Peter Heather del Kings College de Londres.

Escucha ahora

5. Cuando murió su enemigo Sila, César se sintió lo suficientemente seguro como para regresar a Roma.

Sulla pudo retirarse de la vida política y murió en su finca. Su nombramiento como dictador cuando Roma no estaba en crisis por el Senado sentó un precedente para la carrera de César.

6. En Roma, César vivió una vida ordinaria.

Foto de Lalupa vía Wikimedia Commons.

No era rico, Sila había confiscado su herencia y vivía en un barrio de clase trabajadora que era un notorio barrio rojo.

7. Encontró su voz como abogado

Necesitando ganar dinero, César recurrió a los tribunales. Fue un abogado de éxito y su discurso fue muy elogiado, aunque se destacó por su voz aguda. Le gustaba especialmente enjuiciar a los funcionarios gubernamentales corruptos.

8. Pronto regresó a la vida militar y política.

El historiador y arqueólogo Simon Elliott responde a las preguntas clave que rodean a una de las figuras más convincentes de la historia: Julio César.

Ver ahora

Fue elegido tribuno militar y luego cuestor, auditor viajero, en el 69 a. C. Luego fue enviado a España como gobernador.

9. Encontró un héroe en sus viajes

En España, se dice que César vio una estatua de Alejandro Magno. Se sintió decepcionado al notar que ahora tenía la misma edad que Alejandro cuando era dueño del mundo conocido.

10. Pronto seguirían oficinas más poderosas

El emperador Augusto con la túnica del Pontifex Maximus.

En el 63 a.C. fue elegido para el máximo cargo religioso en Roma, Pontifex Maximus (había sido sacerdote cuando era niño) y dos años después fue gobernador de gran parte de España donde su talento militar brilló al derrotar a dos locales. tribus.

Este documental cuenta la historia del asesinato de Julio César en los 'Idus de marzo' en el 44 a. C. Con la Dra. Emma Southon y el profesor Marco Conti.

Ver ahora

¿Julio césar es una tragedia o una historia?

Calpurnia en Julio César de Shakespeare: rasgos de carácter y análisis. Julio César es una tragedia porque sigue la caída de un personaje heroico que.

Un retrato de Julio César - Testigo de la historia

El historiador romano Suetonio nos da una idea del carácter y la personalidad de Julio César: "Era alto, de tez clara, redondo.

10 hechos sobre el ascenso al poder de Julio César | Hit de la historia

27 de julio de 2018. Beneficiándose de un nacimiento ventajoso, Julio César estaba preparado para la vida en el ojo público. Aunque experimentó más de unos pocos golpes.

Julio César - Juego, citas y muerte - HISTORIA

4 de noviembre de 2019. Julio César fue un renombrado general, político y erudito de la antigua Roma que conquistó la vasta región de la Galia y ayudó a iniciar el.

Julio César y Cleopatra: una pareja hecha con poder | Hit de la historia

26 de julio de 2018. Una relación de beneficio mutuo. La necesidad mutua de la pareja era mutua. Cleopatra requirió el poder de los ejércitos de César para instalarla como.

Julio César - Historia - Historia en la red

Julius, un mujeriego destacado, se casó con Cornelia Cinnilla antes de cumplir 20 años. El matrimonio fue mal visto por Sila, quien se convirtió en dictador en 81 a. C. y después.

Estatua de bronce de Julio César Foro Romano Roma Italia. Julius.

Escultura de bronce clásica de julio césar (césar romano) en la fachada de un edificio. Antiguo patrimonio histórico de roma. Agregar a la mesa de luz. Cuota.

Julio César Acto 4 Escena 3 - La muerte de Portia y el fantasma de César.

Julio César de Shakespeare con anotaciones. Coleridge cree esto. Portia! BRUTO, está muerta. CASSIUS, ¿cómo escapé de matarte cuando te crucé?

Julio César en Julio César | Shmoop

Julio César. (Haz clic en la infografía del personaje para bajar).

Simbolismo de César en "Julio César" de William Shakespeare.

Luz y oscuridad, bien y mal, noche y día, felicidad y tristeza, y la lista continúa. La mitad clara de mi máscara representa la democracia y el estado de ánimo general.

¿Quién es el personaje principal de "Julio César"? César o alguien.

Brutus es la principal figura trágica de la historia. Es un ciudadano noble de Roma, amado por César, quien ama a César a cambio, pero se involucra en el complot de Cassius.

Julio César - Wikipedia

César y Cleopatra no estaban casados. César continuó su relación con Cleopatra durante su último matrimonio; a los ojos de los romanos, esto no constituía.

El ascenso de Julio César

4 de mayo de 2020. Esto provocó un creciente malestar en la República. Durante este tiempo, Cayo Julio César (100–44 a. C.) nació en una familia adinerada. "César" fue.

Disfraz de Julio César para hombre

Es por eso que nuestro disfraz de Julio César no podría ser simplemente una toga elegante. Sí, tiene una elegante cortina de hombros de terciopelo (acorde con una regla), pero este atuendo viene con un.

Julio César | TheSchoolRun

¿Quién fue Julio César? Julio César fue un famoso líder romano. Ganó muchas batallas por Roma y ayudó a que el Imperio Romano creciera. Mientras que César tenía un.

Julio César: contexto | SparkNotes

Los relatos contemporáneos nos dicen que Julio César, la obra más corta de Shakespeare, se representó por primera vez en 1599. Probablemente fue la primera obra representada en el Globo.

Julio César: Género | SparkNotes

Julio César es una tragedia, ya que cuenta la historia de un héroe honorable que comete varios errores críticos de juicio al interpretar mal a las personas y los eventos, lo que lleva a.

Julio César: Acto 4, Escena 1 - PlayShakespeare.com

Antonio, Octavio y Lépido, ahora gobernantes de Roma, componen listas de ejecución, intercambiando miembros de la familia que morirán.

Julio César: Acto 4, Escena 3 - PlayShakespeare.com

Casio reprende a Bruto por no prestar atención a sus cartas pidiendo piedad a un amigo. Bruto lo acusa de aceptar sobornos.

Julius Caesar Act 4 Flashcards | Quizlet

¿Por qué Portia se suicidó? Ella se entristeció por la fuga de Brutus del vagabundeo y la creciente fuerza de Antonio y Octavio.

Julio César por William Shakespeare

Ha llegado a la conclusión de que Julio César debe morir. . Portia afirma que hace más que simplemente servir a Brutus, y le pide que confíe en ella como un.

La tragedia de Julio César - JSTOR

Diseño simbólico en. La tragedia de Julio César por Thomas McAlindon. No tienes figuras ni fantasías. Qué ajetreado cuidado atrae los cerebros de los hombres.

Julio César: Acto IV, escenas i – ii | SparkNotes

Titinius y Messala entran con noticias de Roma Messala dice que el triunvirato de Octavio, Antonio y Lépido ha dado muerte a cien senadores.

Julio césar acto 1 cuestionario pdf - Squarespace

13 de noviembre de 2020. Julio César Resumen Notas Respuestas a preguntas objetivas. Lea Julio César de Shakespeare, acto 1, escena 3 de Folger.

Personajes de Julio César | Shmoop

Por William Shakespeare & middot Julius Caesar & middot Brutus & middot Antony & middot Portia & middot Calphurnia & middot Cassius & middot Casca & middot Octavius.

La tragedia de Julio César - Librería

The Tragedy of Julius Caesar (Título del primer folio: The Tragedie of Iulius C sar) es una obra de teatro histórica y una tragedia de William Shakespeare, que se cree que fue escrita.

Lista de personajes - Julio César

Julio César - un gran general y senador romano, regresó recientemente a Roma en triunfo después de a. Casca - conspirador contra César relata a Casio y Bruto cómo era César. ¿Por qué es importante que Brutus se una a la conspiración?

Julio César: Acto II, escena i | SparkNotes

Resumen: Acto II, escena i. Brutus camina de un lado a otro en su jardín. Le pide a su sirviente que le traiga una luz y murmura para sí mismo que César tendrá que morir.

Julio César, Acto 1 Escena II Preguntas

Responda las siguientes preguntas usando ORACIONES COMPLETAS. ¿Qué discuten Casio y Bruto inmediatamente después de que César y sus seguidores se van?

Julio César: Prueba del Acto 1 - Quia

Julio César: Prueba del Acto 1. Esto cubre los eventos del Acto I. No tendrá un libro cuando tome este cuestionario, pero puede usar cualquier nota que haya tomado en clase.

Acerca de Julia (hija de César): Hija de Julio César y.

76 aC - Nacimiento de Julia y middot 69 aC-68 aC - Cornelia (la madre de Julia y la primera esposa de César) muere al dar a luz y middot 59 aC - matrimonio con Pompeyo y middot 55 aC - Julia tiene a.

William Shakespeare - Julio César | Britannica

La primera gran tragedia de Shakespeare es de espíritu romano y clásica en su noción de carácter trágico. Muestra lo que Shakespeare tuvo que aprender del clásico.

Julio César, Imperio Romano en el primer siglo - PBS

Un magnífico general y político, Julio César (c.100 a. C. - 44 a. C. / Reinó 46 - 44 a. C.) cambió el curso de la historia romana. Aunque no gobernó por mucho tiempo.

En Julio César, a quién Cinna y Cassius esperan ganar para sus.

Obtenga una respuesta para 'En Julio César, ¿a quién esperan Cinna y Casio ganar para su causa, y por qué?' Y busque ayuda con la tarea para otros Julio César.

¿Cuántas veces se casó Julio César? - QuizzClub

Julio César se casó con Cornelia, luego con Pompeia y finalmente con Calpurnia. Julius, un mujeriego destacado, se casó con Cornelia Cinnilla antes de cumplir 20 años. El matrimonio .

La estatua de Julio César en el Panteón - JSTOR

Marcus Agrippa, Roma, 1984 (BEFAR 253), pág. 273, refiriéndose a «Pinstalation dans le naos des statues de Mars, Venus et surtout de Cesar divinise, prenant le.


10 hechos sobre Julio César

El pueblo de Roma le otorgó títulos, honores y más poder que nadie en su historia, pero ¿quién fue el hombre detrás de los discursos brillantes, el temido genio general y político, el hombre que inspiró a Shakespeare? Su influencia hoy podría ser más frecuente de lo que cree. Incluso el Rey de Diamantes en la baraja tradicional de naipes está destinado a representarlo.

Aquí hay diez cosas que debe saber sobre el famoso (o infame) Julio César:

1 Feliz cumpleaños César Cayo Julio César nació el 13 de julio del año 100 a. C. en una familia aristocrática. Cuenta la leyenda que su ascendencia se remonta a la diosa Venus, lo que explica por qué mandó construir un templo para ella en el centro de la ciudad.

2 No dejes que el secuestro te deprima Después de ser secuestrado por piratas sicilianos a los 25 años, no se comportó como un rehén promedio. En cambio, exigió que se duplicara su rescate y luego precedió para divertir a sus secuestradores dando discursos y uniéndose a sus deportes y juegos a bordo del barco. Pero siempre advirtió a sus nuevos amigos que una vez que saliera de allí, los cazaría uno por uno. Fiel a su palabra, una vez que estuvo libre, los capturó a todos, recuperó el dinero del rescate y crucificó a todos y cada uno de ellos. ¿Su única concesión a sus antiguos "amigos"? Los mató antes de crucificarlos. Buen chico.

3 César enamorado César estuvo casado 3 veces pero su relación más famosa fue con la reina egipcia Cleopatra. Los dos fueron amantes durante 14 años y tuvieron un hijo juntos llamado Ptolomeo César con el sobrenombre de "Cesarión" - "El pequeño César". (Y no, sin conexión con la cesárea.) La obsesión de César con Cleopatra lo llevó a incluir una estatua de ella en el Templo a la diosa Venus, invitando a la gente de Roma a adorar a su propia amante ... algo que eran menos que emocionado de hacer.

4 Gracias tío Después de que su única hija legal, Giulia, muriera en el parto, César adoptó a su sobrino nieto Octavio y lo nombró heredero en su testamento, algo que no se hizo público hasta después de su muerte (próximamente). Octavio se convertiría en el primer emperador de Roma (Augusto César) después de que Julio César le allanara el camino al desmantelar los restos de la Antigua República y así marcar el comienzo de un reinado de emperadores.

5 ¿Cuál es la fecha de hoy? César propuso el Calendario Juliano en el 45 a. C. que la mayor parte del mundo occidental utilizó hasta que fue reemplazado gradualmente por el Calendario Gregoriano propuesto en 1582. Se considera que César es el padre del año bisiesto.

6 ¿Orar a… César? Durante su vida, su rostro comenzó a aparecer en las monedas romanas, pero no fue hasta después de su muerte que fue oficialmente deificado por su heredero, Octavio Augusto. Pudo haber sido el primer funcionario romano en ser deificado, pero no fue el último. Augusto había comenzado un precedente y los emperadores posteriores (si eran populares) también fueron deificados. De hecho, se convirtió en la ley adorarlos ... algo que se convertiría en un gran problema para un grupo religioso: los cristianos.

7 ¡Veni Vidi Vici! Esta famosa frase, que significa “Vine, vi, conquisté” fue atribuida a César después de su casi increíblemente rápida victoria contra Farnaces II del Reino del Ponto (actual Turquía). Desde entonces se ha convertido en sinónimo de una victoria rápida y decisiva.

8 Cruzando el Rubicón: la suerte está echada Las batallas más famosas de César fueron contra los galos contra los que libró una campaña más o menos genocida en los esfuerzos por impulsar su carrera militar. Por temor a su creciente influencia, el Senado decidió recortar su poder, pero César no quiso ni oír hablar de ello. En el 49 a. C. cruzó el río Rubicón, frontera del territorio romano y la Galia cisalpina con sus ejércitos (movimiento que equivalía a traición), pronunciando la frase “alea iacta est” (la suerte está echada). La frase "cruzar el Rubicón" ahora significa cruzar un punto sin retorno y, de hecho, ese fue el resultado. Algunos marcan la guerra civil que siguió y la posterior dictadura que César estableció como el fin de la República Romana.

9 ¡Cuidado con los idus de marzo! Cuidado con los idus de marzo & # 8230, dijo un adivino a Julio César, pronunciando así la profecía de su perdición. El 15 de marzo del 44 a. C. (lo que los antiguos romanos llamaban los idus) Julio César fue asesinado y la historia de Roma cambió para siempre. Después de amenazar el poder del Senado, tramaron una conspiración y no menos de 60 senadores estaban involucrados en el complot. Lo mataron a puñaladas en el piso del Senado, entonces celebrado en el ya desaparecido Teatro de Pompeyo (cercano al actual Largo Argentina). A pesar de haberlo apuñalado 23 veces, solo un golpe fue fatal.

10 E tu, Bruto? ¿Fueron estas realmente las últimas palabras de César? Luchando ferozmente contra sus atacantes con solo la pluma en la mano, la leyenda dice que cuando César vio a Bruto, uno de sus amigos más cercanos, entre la multitud que lo rodeaba, la pelea se acabó. Con un último "¿Tú también, Brutus?" sucumbió a su destino. Al menos, así lo habría contado Shakespeare en su obra: “El asesinato de Julio César”. Cualesquiera que sean sus últimas palabras, la historia de su vida, envuelta en mitos y leyendas, fue sin duda suficiente para inspirar al gran poeta.

Bonus Buon Appetito? ¿Y la famosa Ensalada César? El nombre de su inventor Caesar Cardini en quien lo inventó en la década de 1920.


# 2 Era el hombre más poderoso de la República Romana

El Primer Triunvirato terminó con la muerte de Craso en el 53 a. C., tras lo cual Pompeyo se reincorporó al senado romano y se opuso a César. Esto llevó a la Gran Guerra Civil Romana (49-45 a. C.) en el que César finalmente derrotó a Pompeyo y sus partidarios en el Senado para convertirse en el líder indiscutible de Roma. En la República Romana, un dictador era una oficina que se le dio amplios poderes, sobre todo en tiempos de emergencia. César fue nombrado dictador por primera vez en 49 a. C.. En 44 a. C., después de haber aplastado la última resistencia de los partidarios de Pompeyo y # 8217, César fue nombrado dictator perpetuo (dictador a perpetuidad). También celebró el poder tribuno por tiempo indefinido, que impidió que los otros tribunos interfirieran con sus acciones.


¿Cómo llegó al poder Julio César?

Magnífico general y político, Julio César (c. 100 a. C. y ndash 44 a. C. / Reinado 46 y ndash 44 a. C.) cambió el curso de la historia romana. A pesar de que él hizo no regla durante mucho tiempo, le dio a Roma una nueva esperanza y toda una dinastía de emperadores. Nacido en una familia aristocrática alrededor del año 100 a. C., Julio César Creció en tiempos peligrosos.

¿Qué inventó Julio César? Respuesta y explicación: En el 45 a. C., Julio César implementó un nuevo calendario que él había creado llamado Calendario Juliano. Los calendarios romanos anteriores se basaban en datos lunares.

Precisamente, ¿cómo expandió Julio César el Imperio Romano?

Julio César tuvo un gran impacto en el expansión de El imperio Romano y el Imperio sí mismo. Después de conquistar la Galia y Gran Bretaña, tenía la intención de regresar a RomaAunque sabía que Pompeyo, el cónsul de la época, lo ejecutaría por su poder. Derrotó a Pompeyo en Grecia y lo persiguió a muchos otros países.


El ascenso al poder de César en Roma (otoño de 2012)

Cayo Julio César fue quizás uno de los pueblos más influyentes de todos los tiempos. Su histórico ascenso al poder y el derrocamiento de la República Romana puso a unos 45 millones de personas o alrededor del 15 al 25 por ciento de la población mundial bajo su control. Por lo tanto, no es de extrañar que César haya sido uno de los principales sujetos de la historia temprana y tampoco es de extrañar que la cultura romana de hace 2.000 años todavía se pueda ver en todo el mundo en la actualidad. Pero con cada evento histórico, surgen preguntas sobre por qué o cómo sucedió el evento de la forma en que sucedió. Debido a que el ascenso al poder de César tuvo implicaciones masivas para tanta gente e historia, es necesario y bastante interesante explorar cómo pudo asumir el control.

Para comprender el ascenso de César al poder, es necesario comprender primero la historia romana y la historia temprana de César. Comenzando con una breve descripción de la historia romana, Roma tenía sus cimientos vinculados a la leyenda de Rómulo y Remo. Según cuenta la historia, cuando nacieron Romulus y Remus, se hizo un atentado contra sus vidas y los dioses los perdonaron. Luego, a medida que crecieron en una parte diferente del país, sentaron las bases de lo que se convertiría en Roma. Aunque obviamente esto es solo una leyenda y se desconoce su veracidad, está claro que el poder romano comenzó como un reino temprano algunos cientos de años antes de la República Romana más registrada y casi 700 años antes del Imperio Romano, que data de sus fundaciones alrededor del 750 a. C. A partir de este momento, Roma continuó aumentando su influencia y poder. Finalmente, en 510 a. C., los romanos derrocaron la realeza y la reemplazaron por una República romana más libre y democrática. En la constitución apropiadamente llamada en la que naciones modernas como los Estados Unidos han basado sus constituciones, los romanos establecieron un Senado compuesto por líderes de todos los territorios romanos que permitían una mejor representación. Para llenar el vacío de autoridad que dejaron los reyes, los romanos pusieron el poder en dos cónsules elegidos por el pueblo que sirvieron solo durante un año. Su poder era enormemente limitado y algunos poderes, como el poder religioso, se conferían a otros funcionarios electos para evitar que cualquier persona tuviera el poder absoluto. Además, los romanos autorizaron una posición especial en tiempos de emergencia que fue clave para el ascenso de César al poder supremo del que se hablará más adelante, conocido como la Dictadura. Este nuevo sistema de gobierno tuvo un comienzo prometedor, pero pronto desarrolló inestabilidades fatales que menospreciaron el poder del hombre común y allanaron el camino para que César se hiciera cargo.

Ahora, aquí es donde entra en juego César. Julio César, nacido Gauis Julio César, nació el 12 de julio de 100 a. C. en Roma de padre y político Cayo César y madre Aurelia. César creció en una familia política bastante rica y, como tal, se esperaba que siguiera la tradición y se dedicara a la política. César, como se verá, casi siguió la tradición demasiado bien a lo largo de su vida y enfureció a los líderes políticos e incluso al Senado romano. Comenzando su carrera en su adolescencia, César comenzó con una base peligrosa. Los dos líderes políticos de la época, Marius y Sulla, controlaban la escena política y mientras César tendía a formar conexiones con los partidarios de Marius, particularmente con su matrimonio con la hija de un partidario / político de Marius, Sulla ganó influencia sobre Marius y envió a cualquier partidario de Marius. . César, a través de amigos y familiares, pudo recibir un indulto después de que se negó a divorciarse de su controvertida esposa y fue exiliado.

Mientras estaba en el exilio, y algo antes, César aprendió mucho sobre lo que se necesitaría para ser un líder político e incluso militarista. Para empezar, César se unió al ejército como asistente militar de un gobernador. Mientras cumplía con sus deberes, César también ayudó en algunas campañas militares exitosas que le ganaron apoyo. A pesar de esto, después de servir por un corto tiempo, César todavía no podía regresar a Roma, por lo que dejó el ejército y comenzó a trabajar para mejorar sus habilidades políticas, enfocándose en hablar en público. Mientras César estaba haciendo esto, Roma estaba experimentando una agitación política que resultó en un cambio de régimen. Esto le dio a César la oportunidad que necesitaba y estaba esperando para regresar a Roma y continuar con sus ambiciones políticas, una oportunidad que no tomó a la ligera.

Cuando César regresó a Roma, se dedicó por completo a la política. Todos los aspectos de su vida, incluida su fortuna, su elección de esposa y su carácter, tenían implicaciones políticas a su alrededor. Por ejemplo, se casó varias veces y siempre con una mujer que ayudaría a impulsar su posición política o su riqueza. Puso toda su fortuna, incluida la que obtuvo a través del matrimonio, en política a través de fiestas y sobornos. Aunque esto no es infrecuente para quienes buscan cargos políticos, César también gastó más allá de su propia fortuna y tomó dinero en préstamo de otros. Sabiendo que esto podría terminar siendo desastroso si su ascenso político se detuvo, César trabajó incansablemente y logró abrirse camino en el esquema político lo suficiente como para conseguir un puesto religioso de alto nivel llamado pontifex maximus (el sumo sacerdote). Al poco tiempo de obtener este puesto, César fue enviado a Europa para sofocar las revueltas que se estaban produciendo para estabilizar la zona. César tuvo éxito y obtuvo más apoyo político que, obviamente, quería.

Una vez terminadas las campañas en Europa, César regresó a Roma con una racha política fresca, con nuevas experiencias y conocimientos. Rápidamente formó una alianza crucial con dos líderes políticos de la época, Pompeyo y Craso, para formar el primer Triunvirato. (César solidificó esta alianza al casar a Pompeyo con su hija Julia) Con su ayuda, César pudo ascender al puesto más alto en Roma, cónsul. A través de esta posición, César pudo mejorar aún más su apoyo popular al aprobar una legislación popular que reformó cosas como la recaudación de impuestos. Después de cumplir el período permitido de un año, César se aseguró el puesto de gobernador de la Galia en el 58 a. C., que comprendía la región moderna de Europa central. Los acontecimientos que conspiraron poco después, aunque no de la mano de César, resultaron en el final de la tradicional carrera política romana de César y lo lanzaron a una campaña militar que lo llevó a los pasos de Roma y el Imperio Romano.

Durante la época de César, la República Romana se extendió enormemente fuera de Italia hacia Europa y el Mediterráneo. Debido a la continua lucha de Roma por controlar estos territorios provinciales, estallaron revueltas casi todos los años en Europa y César, ya que el gobernador de la Galia se quedó para derrotarlos. Las revueltas fueron numerosas y las más implicadas involucraron mantener el control de la Galia y expandir su territorio. César fue ávidamente capaz de derrotar cualquier intento de revuelta e incluso usó posibles revueltas como una forma de justificar la expansión de la Galia para incluir un área más amplia. Sin embargo, César tuvo algunos contratiempos, sobre todo en el 54 a. C. y el 52 a. C. cuando el jefe arverno Vercingetorix intentó invadir a los romanos y expulsarlos de la Galia. Aunque experimentó cierto éxito inicial, Vercingetorix finalmente fue derrotado. César usó esta derrota como propaganda para asegurar completamente la Galia como provincia romana un año después, extendiendo permanentemente la influencia de Roma más allá del Mediterráneo y hacia Europa. El Senado "agradeció" a César al destituirlo de su cargo en el 51 a. C., dejándolo impotente, probablemente el resultado esperado de los miembros del Senado que se opusieron a César.

Y, de hecho, el plan funcionó ya que a César se le dejó actuar menos durante unos dos años hasta el 49 a. C. En este momento, se cansó de no hacer nada y decidió hacer algo que cambió fundamentalmente la República Romana para siempre: decidió invadirla y tomar el control de ella. Cruzando el Rubicón que separa la Galia de Italia, César y su ejército marcharon sobre Roma, la tomaron y casi reconstruyeron formalmente la República Romana gobernada por el senado y los cónsules en el Imperio Romano gobernado por un solo hombre. Aunque todavía encontró resistencia, particularmente de Pompeyo, que la mayoría veía como el superior de César y controlaba algunas partes del Imperio Romano de Oriente, César lo despachó rápidamente y regresó a Roma. A partir de entonces, César continuó su gobierno, convenció al impotente Senado para que lo declarara dictador de por vida, y trató de ganarse a los enemigos perdonándolos. Trágicamente, sin embargo, el gobierno de César se truncó cuando los miembros del Senado lo asesinaron en el 44 a. C. y el Imperio Romano que él estableció, todavía prematuro y no realmente listo para la pérdida de su líder, se vio obligado a continuar sin él.

Ahora que se explica el histórico ascenso al poder de César, es posible examinarlo y formular preguntas sobre su ascenso al poder. Por ejemplo, ¿cómo pudo César tomar el poder cuando la República romana antes de César se estableció directamente para evitar que hombres como él lo hicieran? Además, ¿cómo pudo hacerlo sin más levantamientos públicos o realmente sin pérdida de apoyo? Bueno, las respuestas a estas preguntas son bastante simples y todas involucran el tiempo. Cuando nació César, la República Romana estaba abrumada por su tamaño y poder y no sabía cómo controlarlo todo, lo que resultó en corrupción política en el país y resistencia en el extranjero. Por ejemplo, los líderes políticos de la época dependían del dinero y el miedo para llegar a un cargo político en lugar de un atractivo popular veraz. El Senado y los cónsules también rara vez satisfacían las necesidades de los ciudadanos y no aseguraban la estabilidad política. César pudo capitalizar todas estas inseguridades y usar sus habilidades políticas junto con sus capacidades militares para al menos asegurarse el poder en Roma. Sin embargo, esto todavía no explica cómo pudo establecer el Imperio Romano fundamentalmente diferente a la República Romana. Nuevamente, la respuesta a esta pregunta también es bastante simple. César usó la fuerza y ​​la disposición de la dictadura en la constitución romana para darle poder absoluto, con lo cual mantuvo al Senado como un cuerpo falso, pero despojó la mayoría o todos sus poderes y se los transfirió a sí mismo. Por supuesto, César tenía oposición, y también tenía apoyo, pero cuando alguien se enteró de lo que estaba pasando, ya era demasiado tarde. Las fuerzas de la política y el gobierno, el papel de un individuo específico: César, la economía y las artes y las nuevas ideas ya habían cobrado su precio y todos estaban a favor de César.

En general, el ascenso de César marca un cambio importante en la sociedad romana, como se mencionó anteriormente, entre el 15 y el 25 por ciento de la población mundial estaba bajo el control de Roma. El fin de la República Romana y el comienzo del Imperio Romano establecido por César durarían siglos y continuarían ejerciendo su poder incluso después de la muerte de César. Sin embargo, la influencia no se detiene ahí. Las naciones e imperios futuros mirarían los métodos, estrategias y reconstrucciones de César, como bases para estabilizarse y sus logros serían recordados por los romanos y las sociedades posteriores para siempre.


9 hechos fascinantes sobre Julio César, 'dictador para la perpetuidad'

Julio César (100 a. C.-44 a. C.) fue una figura destacada de la antigua Roma, un político populista y un brillante estratega militar que derrocó a una república romana corrupta y se coronó dictador de por vida. Sus hazañas románticas y su traición sangrienta fueron lo suficientemente jugosas como para alimentar dos obras de Shakespeare diferentes, y los historiadores han luchado por su legado: ¿salvador, tirano o héroe trágico? - durante más de 2000 años.

Y hoy en día, la mayoría de la gente todavía conoce su nombre, aunque no está seguro de por qué. Aquí hay nueve datos imprescindibles sobre César.

1. No nació por cesárea

Primero, disipemos el antiguo rumor de que César fue el bebé cesáreo original, o al menos el más famoso. Philip Freeman, profesor de clásicos en la Universidad de Pepperdine y autor de la biografía "Julio César", dice que es extremadamente diferente que César haya nacido quirúrgicamente milenios antes de la anestesia o los antibióticos.

"En aquellos días, una cesárea era casi siempre una sentencia de muerte para una madre, pero la madre de Caesar vivió 50 años después de su nacimiento", dice Freeman en una entrevista por correo electrónico. "La historia probablemente proviene del nombre de César en latín, que se parece mucho a la palabra 'cortar'".

Y para que conste, César tampoco tuvo nada que ver con la ensalada César. Eso fue inventado en 1924 por un chef nacido en Italia llamado Caesar Cardini que trabaja en Tijuana, México.

2. Era un político "progresista"

"Conservador" y "progresista" son términos modernos, pero a menudo se aplican a la disputa partidista entre los seguidores de César y los de su enemigo político romano, Catón el Joven.

Richard Billows, profesor de historia en la Universidad de Columbia y autor de "Julio César, El coloso de Roma", dice que Roma en el siglo I a. C. se había vuelto irremediablemente corrupto, dominado por familias de élite llamadas Optimates que repartían favores políticos por dinero en efectivo.

"Cato the Younger, the leading conservative, insisted that the traditional governing system ruled by the elites was absolutely fine as it was," says Billows. "The corruption problem wasn't institutional or systemic, argued Cato the Younger, but a moral one."

Caesar thought that was nonsense. The only way to root out corruption was to replace the incompetent elites with skilled governors and generals, some recruited from outside of Rome in its expanding foreign provinces.

Cicero, the great writer and orator, argued that the best way to keep corrupt officials in line was to install a rector of impeccable personal standing to act as a kind of supreme judge. Caesar liked the rector idea but wanted to take it a step further.

"Caesar believed that ending corruption was not something you could do by moral persuasion you needed real power," says Billows. "The rector needed to have the power to depose and punish generals and governors who didn't behave themselves. In other words, Rome needed a dictator."

3. He Viciously Conquered Gaul (Modern France)

Caesar proved his political genius early, forming pacts with political rivals and getting elected as consul of Rome in 59 B.C.E. at 41 years old. But if he was going to make his case for becoming the sovereign ruler of Rome, he needed to show his strength as a military leader.

For centuries, Rome and its territories had been terrorized by invading tribes from the north. Rather than just fighting off these Germanic and Celtic hordes, Caesar decided to push north and conquer the whole of Gaul, which had roughly the same borders as modern France.

By Caesar's admittedly exaggerated account of his seven-year war in Gaul, his armies killed 1 million people, enslaved another 1 million, and subjugated the remaining 1 million.

"Not anywhere near a million were killed or enslaved, but it certainly illustrates that it was a pretty atrocious process," says Billows. "Caesar believed in the Roman Empire, and he clearly felt that it was necessary for Roman power to extend up through Gaul."

More importantly, says Billows, Caesar knew from experience that political fights in Rome were seldom settled by philosophical debate. Ultimately, if he wanted to defeat his political foes, he would need to use force.

"So, the conquest of Gaul, to a great part, is about the training of an army that he could rely on to take control of Rome," says Billows.

4. He Was Behind the Phrase 'Cross the Rubicon'

In modern parlance, "crossing the Rubicon" is making a decision or taking a step from which there is no turning back. In the year 49 B.C.E., Caesar marched his army out of Gaul and back toward Rome.

"The Rubicon River was the boundary between Caesar's province as governor and Italy proper, which no governor was allowed to enter with an army," says Freeman. "When he crossed the Rubicon with his troops, he was in open rebellion against Rome."

Writing a century later, the Roman historian Plutarch described Caesar's internal turmoil as he took "the dreadful step" and "thought of the sufferings which his crossing the river would bring upon mankind, as well as "the fame of the story of it which they would leave to posterity." Indeed Caesar's decision to cross the Rubicon thrust Rome into a bloody civil war in which Caesar defeated the much larger army of the Senate led by Pompey the Great.

5. He Eschewed the Title of 'King' for 'Dictator for Life'

Billows says that Caesar's victory in the civil war effectively ended the traditional Roman system of government.

"From that point on, Rome is governed by a monarch who oversees the whole system and determines who is going to govern where, who is going to lead which armies, where Rome goes to war and where it makes peace," says Billows. "It was an efficient, effective, centralized system where everything is answerable to one central authority figure."

Officially, Caesar's title was dictator, which literally means "the one who dictates" or gives orders. In Ancient Rome, dictators were special magistrates brought in to solve temporary emergencies. Today, the word "dictator" holds strong negative connotations, but in Caesar's time the title everyone avoided was "king."

"Romans grew up on stories on how the kings had become cruel and tyrannical, and that's why they had to be overthrown so Rome could become a republic," says Billows. "Caesar's enemies constantly accused him of trying to crown himself king, and Caesar always said, 'Rome will never be ruled by a king.' But what's in a word?"

In 45 B.C.E., Caesar declared himself "dictator for perpetuity." So much for the temporary gig.

6. He Lent His Name to the Titles of 'Czar' and 'Kaiser'

When Caesar's adoptive heir Augustus became the first emperor of Rome, he went by the name Caesar Augustus, and all subsequent Roman emperors also carried the title Caesar, a sign of how venerated Caesar was as a military and political leader.

That respect/fear carried over into other cultures. The Russian word czar or tsar is a variant of Caesar, as is Kaiser in German.

7. That Fling With Cleopatra Was Mainly for Political Reasons

When Caesar and his army drove Pompey out of Rome in the civil war, Caesar chased Pompey's men all the way to Egypt. There, Caesar met Queen Cleopatra, with whom he had a secret love affair. For Cleopatra, half Caesar's age and hungry for political leverage, love likely had nothing to do with it. In fact contemporary accounts place more emphasis on Cleopatra's intellect and cunning rather than her supposed beauty.

"[Caesarion, the son she bore to Caesar] definitely gave Cleopatra status in the eyes of the Egyptians, but more importantly it bound Caesar to her," says Freeman. In fact, Cleopatra moved to Rome after their son was born and lived there until Caesar was assassinated. He even erected a statue to her, much to the dismay of the Romans.

8. Caesar Was a Terrific Writer

In addition to being a political genius and military leader, Caesar was also a prolific and accomplished writer. He wrote lengthy histories of his military conquests, penned his own speeches and even dabbled in poetry.

"I can't think of anyone else in history who has shown such extraordinary command of three different fields: politics, war and literature," says Billows.

The story goes that Caesar was such a wizard with words that he could dictate several different pieces of writing at the same time. He'd have three scribes in the same room, one taking dictation for an administrative letter, one writing up a speech to the Senate and another writing down Caesar's exploits in Gaul. Billows says Caesar would alternate seamlessly between each scribe like a chess master playing multiple games at once.

Caesar even published a joke book. They weren't his jokes, but he was a fan of humor, especially Cicero's. So, Caesar had a scribe follow Cicero around writing down his best zingers, which he assembled into a book.

Caesar also found time to reform the yearly calendar to the one we still use now.

9. He May Not Have Said 'Et Tu, Brute'

Although he had rabid support among the people, Caesar made more than his fair share of political enemies in the Roman Senate, including Marcus Junius Brutus, who had backed Pompey in the civil war. They felt that Caesar had amassed too much power.

On March 15, the infamous "Ides of March," Brutus and a cadre of conspirators murdered Caesar, stabbing him 23 times with double-edged daggers. They did it at a Senate meeting in full view of 200 witnesses, but the plotters were pardoned.

According to some sources, Caesar's last words weren't Shakespeare's famous "Et tu, Brute?" ("You, too, Brutus?") but "You, too, my child?" Either way, Caesar was shocked to see his friend among the people stabbing him.

After Caesar's death, his birth month of Quintilis was renamed in his honor as "Julius" – what we known in English as "July."

HowStuffWorks earns a small affiliate commission when you purchase through links on our site.

The "Caesar haircut," unlike the salad, may owe its clipped-bangs look to Julius Caesar. Some Roman writers criticized him for being overly vain, especially about his thinning hairline, which he tried to cover up by combing his hair forward.


Top Ten Books on Julius Caesar

Julius Caesar has cast a shadow over western history for two millennia. He was a remarkable general, a people's champion, the destroyer of the Roman Republic and the creator of the Roman Empire. Each of these books not only try to tell Caesar's story but attempt to understand his impact on the world.

Goldsworthy, Adrian, Caesar: Life of a Colossus (Yale University Press, 2008)

In the introduction to his biography of the great Roman emperor, Adrian Goldsworthy writes, “Caesar was at times many things, including a fugitive, prisoner, rising politician, army leader, legal advocate, rebel, dictator . . . as well as husband, father, lover, and adulterer.” In this landmark biography, Goldsworthy examines Caesar as a military leader, all of these roles and places his subject firmly within the context of Roman society in the first century B.C.

"Adrian Goldsworthy is one of our most promising young military historians today."—Sir John Keegan, author of The Iraq War

Freeman, Philip. Julio César. (Simon and Schuster, 2008)

In this splendid biography, Freeman presents Caesar in all his dimensions and contradictions. With remarkable clarity and brevity, Freeman shows how Caesar dominated a newly mighty Rome and shaped its destiny. This book will captivate readers discovering Caesar and ancient Rome for the first time as well as those who have a deep interest in the classical world.

"Can Alexander Hamilton possibly have been right that Julius Caesar was 'the greatest man who ever lived'? Reading Philip Freeman's pacy and panoptic narrative of Caesar's life from unpromising early beginnings to the fateful Ides is one very rewarding approach to answering that perennially fascinating question." -- Paul Cartledge, Professor of Greek History, University of Cambridge

Suetonis, Grant, Robert, trans. The Twelve Caesars (New York: Penguin Books, 1979)

As private secretary to Emperor Hadrian, the scholar Suetonius had access to the imperial archives and used them (along with eyewitness accounts) to produce one of the most colorful biographical works in history. The Twelve Caesars chronicles the public careers and private lives of the men who wielded absolute power over Rome, from the foundation of the empire under Julius Caesar and Augustus to the decline into depravity and civil war under Nero and the recovery that came with his successors.

Osgood, Josiah. Caesar's Legacy: Civil War and the Emergence of the Roman Empire (Cambridge, Cambridge University Press, 2006)

In April 44 BC the eighteen-year-old Gaius Octavius landed in Italy and launched his take-over of the Roman world. Defeating first Caesar's assassins, then the son of Pompey the Great, and finally Antony and the Egyptian queen Cleopatra, he dismantled the old Republic, took on the new name 'Augustus', and ruled forty years more with his equally remarkable wife Livia. Caesar's Legacy grippingly retells the story of Augustus' rise to power by focusing on how the bloody civil wars which he and his soldiers fought transformed the lives of men and women throughout the Mediterranean world and beyond. During this violent period, citizens of Rome and provincials came to accept a new form of government and found ways to celebrate it. Yet they also mourned, in literary masterpieces and stories passed on to their children, the terrible losses they endured throughout the long years of fighting.

'… a fine achievement … A vision of the remarkable period now exists where none existed before. In his first book, Mr. Osgood provides an admirable demonstration of original scholarship, and he is to be warmly congratulated.' Revisión clásica de Bryn Mawr

Rubicon is vivid historical account of the social world of Rome as it moved from republic to empire. In 49 B.C., the seven hundred fifth year since the founding of Rome, Julius Caesar crossed a small border river called the Rubicon and plunged Rome into cataclysmic civil war. Tom Holland’s enthralling account tells the story of Caesar’s generation, witness to the twilight of the Republic and its bloody transformation into an empire. From Cicero, Spartacus, and Brutus, to Cleopatra, Virgil, and Augustus, here are some of the most legendary figures in history brought thrillingly to life.

Combining verve and freshness with scrupulous scholarship, Rubicon is not only an engrossing history of this pivotal era but a uniquely resonant portrait of a great civilization in all its extremes of self-sacrifice and rivalry, decadence and catastrophe, intrigue, war, and world-shaking ambition.

Marcus Porcius Cato: an aristocrat who walked barefoot and slept on the ground with his troops, political heavyweight who cultivated the image of a Stoic philosopher, a hardnosed defender of tradition who presented himself as a man out of the sacred Roman past—and the last man standing when Rome's Republic fell to tyranny. His blood feud with Caesar began in the chamber of the Senate, played out on the battlefields of a world war, and ended when he took his own life rather than live under a dictator.

Syme, Ronald, The Roman Revolution (Oxford, Oxford University, 2002).

The Roman Revolution is a profound and unconventional treatment of a great theme - the fall of the Republic and the decline of freedom in Rome between 60 BC and AD 14, and the rise to power of the greatest of the Roman Emperors, Augustus. The transformation of state and society, the violent transference of power and property, and the establishment of Augustus' rule are presented in an unconventional narrative, which quotes from ancient evidence, rarely refers to modern authorities, and states controversial opinions quite openly. The result is a book which is both fresh and compelling.

`the most complete and the most challenging history of its subject which has appeared for many years, in England perhaps at any time . Nor is this book only for the specialist, for the subject is of prime importance, the information is the best which modern research can provide.' Oxford Magazine

Artículos relacionados

Caesar Against Rome is an absorbing narrative of the four-year Roman Civil War that began with Caesar's crossing of the Rubicon in 49 BCE. Focusing always on Caesar, the book sketches a panorama of Roman society―the first society to display the ambition, greed, and intrigue of modern politics―in the last century before Christ. Caesar was a complex and contradictory figure, extraordinarily talented and extremely ambitious, but at the same time vain, careless, and inclined to be forgiving. While Caesar's unusual show of mercy was a significant factor in winning popular support, soldiers, and towns to his side, it allowed all enemy leaders to return to the battlefield against him.

The Landmark Julius Caesar is the definitive edition of the five works that chronicle the mil­itary campaigns of Julius Caesar. Together, these five narratives present a comprehensive picture of military and political developments leading to the collapse of the Roman Republic and the advent of the Roman Empire.

The Gallic War is Caesar’s account of his two invasions of Britain and of conquering most of what is today France, Belgium, and Switzerland. The Civil War describes the conflict in the following year which, after the death of his chief rival, Pompey, and the defeat of Pompey’s heirs and supporters, resulted in Caesar’s emergence as the sole power in Rome. Accompanying Caesar’s commentaries are three short but essential additional works, known to us as the Alexandrian War, the African War, and the Spanish War. These were written by three unknown authors who were eyewitnesses and probably Roman officers.

Jonathan P. Roth, Roman Warfare (Cambridge: Cambridge University Press, 2009)

Roman Warfare surveys the history of Rome's fighting forces from their inception in the 7th century BCE to the fall of the Western Empire in the 5th century CE. In non-technical, lively language, Jonathan Roth examines the evolution of Roman war over its thousand-year history. He highlights the changing arms and equipment of the soldiers, unit organization and command structure, and the wars and battles of each era. The military narrative is used as a context for Rome's changing tactics and strategy and to discuss combat techniques, logistics, and other elements of Roman war. Political, social, and economic factors are also considered.


Julius Caesar (100BC - 44BC)

Bust of Julius Caesar © Caesar was a politician and general of the late Roman republic, who greatly extended the Roman empire before seizing power and making himself dictator of Rome, paving the way for the imperial system.

Julius Caesar was born in Rome on 12 or 13 July 100 BC into the prestigious Julian clan. His family were closely connected with the Marian faction in Roman politics. Caesar himself progressed within the Roman political system, becoming in succession quaestor (69), aedile (65) and praetor (62). In 61-60 BC he served as governor of the Roman province of Spain. Back in Rome in 60, Caesar made a pact with Pompey and Crassus, who helped him to get elected as consul for 59 BC. The following year he was appointed governor of Roman Gaul where he stayed for eight years, adding the whole of modern France and Belgium to the Roman empire, and making Rome safe from the possibility of Gallic invasions. He made two expeditions to Britain, in 55 BC and 54 BC.

Caesar then returned to Italy, disregarding the authority of the senate and famously crossing the Rubicon river without disbanding his army. In the ensuing civil war Caesar defeated the republican forces. Pompey, their leader, fled to Egypt where he was assassinated. Caesar followed him and became romantically involved with the Egyptian queen, Cleopatra.

Caesar was now master of Rome and made himself consul and dictator. He used his power to carry out much-needed reform, relieving debt, enlarging the senate, building the Forum Iulium and revising the calendar. Dictatorship was always regarded a temporary position but in 44 BC, Caesar took it for life. His success and ambition alienated strongly republican senators. A group of these, led by Cassius and Brutus, assassinated Caesar on the Ides (15) of March 44 BC. This sparked the final round of civil wars that ended the Republic and brought about the elevation of Caesar's great nephew and designated heir, Octavian, as Augustus, the first emperor.


Julius Caesar- Rise to Prominence

Julius Caesar’s rise to prominence up until 60BC transpired due to a number of factors. The first of these being his family background and Marian connections, which at varying stages of his life were both a help and a hindrance. We can also note that most of his marriages were used to gain political and financial resources accentuating his connections to powerful families and individuals. This rise to prominence can also be attributed to Caesar’s opportunistic nature and vast ambitions coupled with his education and specialised tuition in the art of rhetoric, skills essential to gain popularity and political office. Additionally his acquisition of religious titles added prestige and status to his name while providing him with an array of religious powers. We also see his political alliances reflecting the success of his early political career and rise through the cursus honorum. All of these aspects were an integral part of Caesar’s public and personal life contributing in no small way to his eventual rise to prominence.

Caesar’s family background and Marian connections gave him a base to build his career as well as enhancing his reputation and status in society. His family, Gens Julia were of noble patrician roots, but at the time neither rich nor influential. However they were able to claim decent from Trojan prince Aeneas, supposed son of the goddess Venus. This claim to both royal and divine decent gave Caesar high social standing within roman society at the time. Caesar’s aunt Julia was married to Gaius Marius who during Caesar’s infancy was the most powerful man in Rome, holding an unprecedented seven consecutive consulships along with leading the faction known as the populares. These Marian connections were exploited by Caesar himself at every possible opportunity most notably the funerals of his aunt Julia and his wife Cornelia. While delivering their eulogies he flaunted his Marian heritage, Plutarch telling us that “As nephew of Julia the deceased wife of Marius, he pronounced a splendid encomium upon her in the forum, and in her funeral procession ventured to display images of Marius, which were then seen for the first time since the administration of Sulla”.1 In regard to Caesar’s rise to prominence the acclamation of divine and royal ancestry along with his ties to the previously most powerful family in Rome gave Caesar reputation and status as well as providing a host of available clientele to enhance his political career.

Caesar’s marriages linked him to some of the most powerful men in Rome enhancing his influence amongst his peers. Caesar’s first engagement and possible marriage had little significance in his rise to prominence and was ended around 86BC. However Caesar’s second marriage was to Cornelia, daughter of Cinna, in 84BC and was of much higher importance to Caesar’s rise. Not only did it emphasise his ties to the populare faction, it made him the son in law of the most powerful man in Rome as Cinna was holding the office of consul at the time. His third and final marriage before 60BC was to Pompeia the granddaughter of Sulla and the daughter of rising general Pompey. Pompeia brought with her a large dowry along with access to two of the most influential people at the time. The marriage ended in 61BC due to a supposed affair where Clodius was accused of sacrilege. Caesar immediately divorced Pompeia on the grounds that “I thought my wife ought not even to be under suspicion.” 2 separating him almost completely from any affiliation with the Optimates. Caesar's marriages were used for political gain, the procurement of financial resources and for access to the most influential men in Rome all of which enhanced Caesar’s prominence.

Caesar’s opportunistic nature, vast ambitions and education were all essential aspects of his continual rise to prominence. We gain insight into the depth of his ambition through Plutarch’s reporting of Caesar bursting into tears upon reading about Alexander the.


Ver el vídeo: Η ζωή του Ιουλίου Καίσαρα σε 3 λεπτά (Diciembre 2021).